Bizcocho de semillas de amapola

¿Un bizcocho esponjoso y a la vez crujiente, azul por dentro y con sabor a limón, dulce pero sin empalagar? Una delicia en mi opinión, ideal para desempolvar el juego de porcelana de la abuela e invitar a las amigas a tomar el té, y encima días más tarde todavía os acordaréis de él cuando os encontréis las minúsculas semillitas entre los dientes… ¿Qué más se puede pedir?

Gracias a Silvia de Mushitza por la receta.

100 g de harina blanca
100 g de semillas de amapola
95 g de azúcar
70 g de mantequilla
150 g de nata agria
1 huevo
1 cucharada de levadura en polvo
ralladura de limón
sal

01 En un bol mezclamos la mantequilla y el azúcar y vamos añadiendo, en este orden, la nata, la ralladura, el huevo, la harina con la levadura y finalmente las semillas de amapola.
02 Calentamos el horno a 180 ºC. Mientras, embadurnamos el molde con mantequilla y harina y echamos en él la masa. Cuando el horno esté a punto ponemos el bizcocho a cocer durante media hora aprox.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *